¿Perro de criadero o de refugio?

Después de la última entrada de este blog hemos recibido algunas dudas sobre el coste de una adopción que queremos explicar

En el último artículo hablamos de los costes de adopción de un peludo como mascota. Después de esto hemos recibido por privado preguntas del tipo ¿Por qué voy a pagar 150€ por un perro de la calle si uno de criadero me cuesta 250 y me dan la garantía de pedigree?

La respuesta es sencilla.

Porque si compras un perro fomentas las fábricas de cachorros, con madres pariendo en cada celo. En cambio, si adoptas lo que fomentas es que se saque a los perros abandonados de las calles donde seguramente acabarán mal.

Fabricantes de perros – La verdad.es

Si esto no es suficiente para ti, que debería, te diré que la garantía del criador no es tal, ya que los perros «de raza» suelen tener más problemas genéticos que los «callejeros». Por ejemplo, los pastores alemanes «puros» suelen sufrir de displaxia de cadera, ¿casualidad? no, el estándar de raza dice que deben tener los cuartos traseros más bajos que los hombros, así que el criador va a buscar los ejemplares que más se adecuen al estándar, aunque eso acarree al perro dolores insufribles en cuanto se haga adulto .

Y, ¿como consiguen estos estándares? Mediante cruces de individuos con esas características. Esto da lugar a la insistente tendencia de los criadores a cruzar perros de una misma rama genética (hermanos, primos o incluso padres e hijas).

Perro de criadero ¿costes ocultos?

Por otro lado, el criador te puede dar al perro de criadero al día de vacunas o no, chipado o no, y siempre sin esterilizar. Estos tratamientos tienen un coste que rápidamente hará subir la factura tanto como cuesta rescatar un perro. Si después de leer esto sigues con la idea de pasar por un criadero, asegúrate de preguntar por estos conceptos. Si no te llevarás una desagradable sorpresa una vez firmado el contrato de compraventa.

Así que si vas a un criadero asegúrate de que esos 250€ no sean finalmente 400 cuando tu mascota lleve 1 semana en tu casa porque nada más que la esterilización cuesta un buen pico.

Quizás ahora pienses, «pero yo no voy a esterilizar a mi perro». Sin embargo, sobre todo si el cachorro que compras es una hembra, después irás al veterinario y te hablará de los riesgos de la no esterilización (quistes, cancer…) y de lo que sufre el cuerpo de un animal con el parto.

Nosotros no te vamos a hablar de ello, al menos en este post, pero créenos cuando te decimos que seguramente termines esterilizando a esa cachorrita.